Estilos y tendencias del diseño web mobile

Los móviles son instrumentos cada vez más poderosos, desde los cuales se pueden comprar productos o servicios, saber lo que sucede en el mundo e interactuar con muchas personas a la vez. Gracias a los Smartphone y Tablets las empresas han tenido que actualizar y mejorar sus procesos y medios de interacción con sus clientes.

Una página web o app hoy por hoy, no es un lujo del cual se puede prescindir, ya se ha vuelto una pieza clave dentro de la estrategia de marketing, es por eso que la optimización y un buen diseño son fundamentales para atraer y fidelizar a los usuarios.
Attachmedia ha creado una infografía que te permitirá conocer y aplicar las diferentes tendencias del diseño web mobile para tu estrategia, producto o target al que apuntas.


Link de la información: http://attachmedia.com/blog/estilos-y-tendencias-del-diseno-web-mobile
Fuente: http://attachmedia.com

El fin de los despachos » Enrique Dans

IMAGE: gmast3r - 123RFCristina Castro, de El Independiente, me llamó para hablar sobre oficinas abiertas y filosofías de trabajo, y hoy me cita en su artículo titulado “El fin de los despachos” (pdf).

La idea de las oficinas abiertas parece ir imponiéndose de una manera cada vez más clara en cada vez más empresas, pero no está exenta de críticas. Desde mi punto de vista, estas críticas tienen por lo general que ver con un cambio mal entendido: si piensas en una oficina abierta como en un cambio de diseño o en un trabajo de arquitectura, tienes un problema, porque la cosa no va por ahí. Por mucho que el cambio en el diseño o la arquitectura de la oficina sea lo más inmediatamente observable o lo más tangible, el verdadero cambio es el de filosofía de trabajo, y mientras no hayas entendido eso, tu plan no funcionará.

A muchos trabajadores, la idea de dejar de tener despachos para pasar a trabajar en un espacio abierto les supone una pérdida: pasar de tener un espacio con intimidad en el que podían cerrar la puerta y que consideraban suyo, a ver cómo ese espacio pasa a ser tan solo una mesa y a la vista de todo el mundo. Lo ven como una pérdida de espacio, de intimidad, de concentración y hasta de rango: todo connotaciones negativas. Y la cosa funciona así hasta que no consigues transmitir que con la oficina abierta, llega también un cambio en la concepción del trabajo: no se trata de quitarte cosas, sino de ofrecerte la libertad de trabajar desde donde quieras. Si necesitas concentración, trabaja en tu casa o en donde sea que te concentres mejor. No hace falta que vayas a tu oficina, porque tu oficina se ha convertido en un sitio en el que lo que debe primar es el intercambio de información la colaboración y la relación social.

Pasar a considerar el trabajo como algo que puedes realizar desde cualquier sitio, que no te fuerza necesariamente a desplazarte a la oficina y que se apoya en un conjunto de herramientas tecnológicas que te ofrecen mucha más libertad no es algo sencillo. Implica ceder muchos elementos de control, acabar de manera decidida con la cultura del presentismo, con la idea de que “quien más horas pasa aquí, es el que lo hace mejor o el que más trabaja”. Esa idea, propia de la post-revolución industrial y de cuando un trabajo se reducía a pasar horas delante de una máquina o en una cadena de montaje, ya no tiene sentido en la mayoría de las empresas o trabajos de hoy.

Si vas a plantearte una oficina abierta, aquí van algunos consejos:

  • No lo hagas parcialmente. O todos, o ninguno. Eso de crear “sistemas de castas” en los que solo a partir de determinado nivel en el organigrama “se alcanza el privilegio de tener despacho” es completamente absurdo. Oficina abierta no es “yo tengo mi despacho y me asomo a mi puerta para ver si todos mis pitufos están trabajando” con la ventaja de que puedo verlos a todos de un solo vistazo. Esa idea pertenece más al panóptico de Bentham, que era un diseño de cárcel, que a un lugar de trabajo moderno y bien planteado. Si cambias a oficina abierta, nadie, ni el jefe más jefe, debe tener despacho. Oficina abierta debe implicar cultura abierta.
  • No te preocupes: que nadie tenga despacho no quiere decir que los de recursos humanos vayan a tener papeles con las nóminas a la vista de todo el mundo, que los de contabilidad tengan que discutir las cuentas con todos mirando, o que las reuniones de evaluación se conviertan en asambleas públicas. Esas ideas son absurdas. Primero, porque la primera consecuencia de una oficina abierta tiene necesariamente que ser que el papel desaparezca. Y segundo, porque una oficina abierta implica generalmente definir zonas de trabajo e infraestructuras compartidas, como salas de reuniones, áreas con más privacidad para una conversación telefónica o con un compañero, o zonas de esparcimiento donde sentarte un rato a tomar un café o a descansar. Lo de los sillones y la Playstation no es un cliché: están en el diseño porque cumplen una función.
  • Un área abierta debe ser eso: abierta. Si cada uno va a tener su mesa asignada, no has cambiado gran cosa. Por costumbre, todos tendemos a sentarnos en el mismo sitio cada día. Intenta cambiar esa costumbre, porque si no lo haces, no habrás conseguido nada. La idea es que quien llegue se siente en donde quiera, no en “su” sitio. No debe haber asignación fija de sitios, nadie debe dejar nada en su mesa, y como mucho, podrá haber unas taquillas para que alguien pueda dejar algo de un día para otro, pero si todo va bien, se utilizarán poco. Para una reunión o conversación que requiera privacidad, habrá espacios específicos. Y para otras cuestiones, como la pantalla del ordenador, hay filtros y buenas costumbres, como la de dejarla bloqueada cuando te levantas a por café.
  • Por supuesto, oficina abierta implica ordenadores portátiles. Si te parece necesario o interesante, pon monitores en las mesas y algún tipo de dock en el que enchufar el portátil para que sea cómodo utilizarlos, además de cargadores tanto para el portátil como para los smartphones, pero eso es todo. Oficina abierta implica que todos los elementos que el trabajador necesita vienen con él y se van con él, y se pueden desplegar en una mesa, en su casa o en un donde le dé buenamente la gana.
  • Olvidar el papel no implica emprender una cruzada ni hacer piras purificadoras, sino que se deje de utilizar simplemente porque es incómodo. Si no puedes dejarlo en tu mesa y lo tienes que recoger cuando terminas cada día, el resultado es que terminas no utilizando papel, simplemente porque te resulta molesto, y pasas a documentos en la nube, que es donde lógicamente deben estar. No es prohibir, no es perseguir… es explicar por qué es mejor y por qué es más cómodo trabajar así.
  • Genera consensos. La transición a oficina abierta debe explicarse necesariamente muy bien, implicar a todos y que todos la entiendan como lo que es: no un “cambio de mobiliario”, sino algo mucho más de fondo.
  • Si vas a plantearte una oficina abierta para ahorrar en costes, seguramente no te saldrá bien. Es posible que ahorres, pero la finalidad no debe ser esa. Si lo haces con esa idea en la cabeza, escatimarás en áreas comunes, en infraestructuras de uso compartido y en cuestiones en las que, por lo general, no debes escatimar. Una oficina abierta debe plantearse como un lugar agradable que debe “invitar” a trabajar en ella, debe ser un sitio que ofrezca algo al trabajador, y eso implica no ahorrar demasiado en determinados elementos.
  • Lucha contra la apropiación de espacios. Si alguien pretende, por la fuerza de la costumbre, apropiarse una zona determinada o una sala de reuniones, déjale claro que eso va contra la cultura corporativa y que no se va a permitir. La apropiación de espacios es un reflejo relativamente normal al principio, pero que resulta fundamental impedir, sea quien sea el que lo haga.
  • Hay que ceder control. Las oficinas abiertas no son compatibles con una cultura del control. Si pretendes controlar el número de horas que la gente pasa en la oficina, en un modelo de oficina abierta te frustrarás. Y por supuesto, olvídate de la idea de “fichar” al entrar y al salir. Podrás saber si una persona está o no en la oficina porque hay elementos que lo permiten, pero no debes hacerlo con propósito de control. Búscate otras maneras de evaluar el trabajo de las personas que no tengan que ver con el número de horas que pasan en la oficina.
  • Dimensiona las cosas con mucho, muchísimo cuidado. Si generas carestías, tendrás problemas. Si dejas a personas sin sitio donde trabajar porque has puesto menos sitios de los que debías, o conviertes el tener una reunión en un problema porque no hay salas disponibles, estarás generando tensiones. Para el diseño de oficinas abiertas hay profesionales específicos que estudian los flujos de trabajo, las personas, sus hábitos y sus necesidades durante un cierto tiempo, y tras ese trabajo, emiten unas recomendaciones que abarcan desde el dimensionamiento, hasta los elementos de diseño del mobiliario o las plazas de parking. Si no has pasado por ese ejercicio o no te parece importante, ten mucho cuidado: tu diseño de oficina abierta podría estar mal planteado, y eso podría implicar que no llegase a funcionar adecuadamente.
  • Cuando alguien no esté, tu arquitectura tecnológica tiene que ser suficientemente buena como para poder contactarlo e integrarlo en una reunión sin que ello resulte incómodo u ortopédico. Si no tienes esa arquitectura tecnológica, no empieces tu plan de oficina abierta hasta que la tengas. Aunque la tecnología no sea lo más evidente a la vista, las oficinas abiertas se apoyan necesariamente en una arquitectura tecnológica adecuada.
  • Esto no es “una moda”: es un cambio radical en la concepción del trabajo. Si no lo entiendes así, seguramente va a ser mejor que ni te lo plantees.

 

Encontrado y Republicado por GAREY , Publicado originalmente en http://feedproxy.google.com/~r/ElBlogDeEnriqueDans/~3/hntV2jYeo28/el-fin-de-los-despachos.html Todos los derechos son del autor.

¿Qué estructura deberían seguir tus presentaciones en público? – Gestión – Emprendedores

Muy práctico

Ya sabes que para tener éxito con tus presentaciones necesitas utilizar únicamente contenido que sea relevante y que apoye tu mensaje clave. Y seguir, según defiende el experto en comunicación Gonzalo Álvarez Marañón en su bestseller El superhéroe de las presentaciones (Gestión 2000), esta estructura.

05/03/2017

“En tus presentaciones resuelves problemas, ayudas a conquistar retos. ¿Qué mejor patrón para estructurar tus presentaciones que el usado a lo largo de los siglos? Presentar es contar historias“, plantea Gonzalo Álvarez Marañón en su libro El superhéroe de las presentaciones (Gestión 2000).

Álvarez Marañón propone seguir la siguiente estructura clásica:

1. PROBLEMA. “En el inicio (el planteamiento) introduces el tema de la presentación, fijas sus objetivos y anuncias la estructura de la charla, intentando atrapar la atención y tratando de conectar con el público con una apertura cautivante. Describes la situación de partida y el problema o reto ante la audiencia”, explica.

2. SOLUCIÓN. “El cuerpo (el nudo) es la parte principal y que más tiempo te ocupará de la presentación. Explicas cómo resolver el conflicto. Transmites las ideas fundamentales de tu solución, idealmente no más de tres. Añades cuanta evidencia sea necesaria para persuadir a la audiencia de su adopción. No proporcionas a la audiencia ninguna información sin haber creado antes en ella la necesidad de recibirla”, continúa.

3. ACCIÓN. “Por último, la conclusión (el desenlace) marca el final de la presentación. En ella proporcionas de manera clara y concisa la síntesis del mensaje de tu charla y llamas a la audiencia a la acción. Para motivarles, recalca los beneficios de la acción. El camino propuesto debe ser fácil, cómodo y seguro“, concluye.

“Antes de arrancar tu presentación”, añade Álvarez Marañón, “la audiencia se hace tres preguntas”:

1. ¿De qué trata la presentación? “Debes ir de lo general a lo particular. Cuando planteas la situación de partida busca enmarcarla de tal forma que toda la audiencia esté de acuerdo con ella”, propone.

2. ¿Por qué la presentación tendría que importarme? “Habla del beneficio. Háblales nada más empezar de lo que ganarán por escucharte. Hazles una promesa y cumple tu palabra”, sigue.

3. ¿Cómo está organizada la presentación? “Muestra un mapa de ruta. Muestra el progreso a medida que vas cubriendo el material. Cuánto más cerca tenemos nuestro objetivo, mayor es nuestra motivación para alcanzarlo. Realiza una hoja de ruta visual”, propone.

Y un último consejo: “Sigue la regla del cuatro. Al presentar la estructura, hazlo jerárquicamente. No más de cuatro elementos en una lista. Si necesitas más de cuatro, agrúpalos en otros grupos (con un máximo de cuatro elementos cada uno”, advierte este experto en presentaciones públicas.

Encontrado y Republicado por GAREY , Publicado originalmente en http://www.emprendedores.es/gestion/estructura-presentacion-hablar-publico Todos los derechos son del autor.

Cómo conseguir que tus empleados se conviertan en intraemprendedores – Gestión – Emprendedores

Muy práctico

¿Cómo puedes ayudar a tu equipo para ellos mismos se conviertan en intraemprendedores? Deja que tus empleados asuman riesgos y prueben cosas nuevas. Algunas funcionarán y otras, no.

05/03/2017

El experto en liderazgo Ronald Heifetz te propone en su libro La práctica del liderazgo adaptativo (Paidós) que hagas la siguiente reflexión: “Imagínate, por ejemplo, a un cirujano cardíaco que dijera a sus pacientes que no les operará a no ser que ellos hagan su parte del trabajo: dejar de fumar e incluir el ejercicio físico y una dieta saludable en sus rutinas cotidianas después de la operación. Imagínate que, además, para asegurarse el cumplimiento, el cirujano insistiera en que los paciente depositaran el 50% de sus activos en una cuenta de depósito en garantía controlada por un tercero durante seis meses. Lo más probable es que la mayoría de pacientes buscaran otro cirujano que les operara in obligarles a comprometerse. Y el cirujano, que deseaba provocar un esfuerzo en sus pacientes, se quedara sin trabajo”. ¿Cómo conseguir, entonces, cambiar la percepción? Empieza por estos cinco sencillos pasos para convertir a tus empleados en intraemprendedores:

1. Pídeles que piensen en varios experimentos menores para poner a prueba nuevas maneras de trabajar que impulsen la misión de la organización.

2. Cuando apruebes un experimento que podría generar conocimiento nuevo, dale tiempo y recursos, eliminando algún punto de lista de tareas pendientes de las personas responsables de llevarlo a cabo.

3. Cuando veas que alguien tiene dificultades con un experimento, reconoce lo difícil que es aprender del éxito y del fracaso.

4. Durante las evaluaciones de rendimiento habituales valora la capacidad de asumir riesgos sensatos. Convierte la mayor asunción de riesgos en un objetivo para el año siguiente.

5. Asume tú también riesgos, e informa a tu equipo de tus fracasos, no sólo de tus éxitos.

Encontrado y Republicado por GAREY , Publicado originalmente en http://www.emprendedores.es/gestion/convertir-empleados-intraemprendedores Todos los derechos son del autor.

Arreglando la naturaleza humana » Enrique Dans

IMAGE: Ayelet Keshet - 123RFMi columna de El Español de hoy se titula “Algoritmos y mala leche“, y está dedicada a Perspective, el algoritmo anunciado por Jigsawla incubadora de ideas de Alphabet dedicada a la aplicación de soluciones tecnológicas para luchar contra la censura, los ciberataques o el extremismo, capaz de detectar, en un hilo de comentarios en una página, cuáles contienen insultos, descalificaciones, ataques personales o, de un modo general, lenguaje tóxico

Hablamos de un algoritmo de machine learning: comentarios recogidos de hilos de publicaciones como The Economist, The Guardian, The New York Times o Wikipedia (la experiencia con The New York Times aparece recogida en este artículo) fueron evaluados por una serie de personas mediante encuestas, y clasificados en una escala que iba desde “muy tóxico” hasta “muy saludable”, con la toxicidad definida como “comentario maleducado, no respetuoso o no razonable que puede decidirte a abandonar una conversación”. Lo que el algoritmo hace es tratar de reconocer esos comentarios, evaluarlos, y buscar casos similares para adscribirles una etiqueta similar en forma de porcentaje de probabilidad.

A partir de ahí, la herramienta – por el momento en inglés – se pone a disposición de quien la quiera utilizar para continuar con el entrenamiento del algoritmo. El uso que el propietario de la página desee hacer de ella es completamente abierto, desde simplemente etiquetar comentarios en función de su supuesta toxicidad para ayudar a la moderación, a directamente conectarlo con sistemas que eliminen o impidan enviar determinados comentarios en función de su contenido, y siempre con la posibilidad de retroalimentar el aprendizaje.

El algoritmo intenta solucionar uno de los problemas más antiguos vinculados a la participación en la web: el hecho de que las personas y los sistemas de moderación no son escalables. Si en esta simple página que suele publicar únicamente un artículo al día me ha costado en algunas temporadas muchísimo tiempo y esfuerzo moderar los comentarios para tratar de mantener una conversación saludable y productiva, imaginar la tarea de un periódico que pueda publicar cien veces más artículos y dedicados a temas intrínsecamente polémicos por su naturaleza como el deporte o la política es algo que excede las posibilidades de muchos medios, y que ha llevado a muchos editores a tomar decisiones que van desde el no incluir comentarios, hasta abandonar de manera prácticamente total los hilos a su suerte y permitir que se conviertan en auténticos estercoleros. El problema es importante, porque anula una de las que deberían ser las ventajas más interesantes de la web: la posibilidad de participar en foros susceptibles de enriquecer nuestra opinión o de ampliar nuestros puntos de vista.

Es pronto para saber si Perspective funcionará satisfactoriamente, o si será pasto de usuarios malintencionados que se dediquen a intentar envenenar su funcionamiento añadiendo información falsa. Por el momento, está disponible en la página para jugar a introducirle textos en inglés – funciona con algunos insultos en español, pero simplemente derivado de su dinámica de aprendizaje y de su uso relativamente popular en inglés – y ver cómo los evalúa, y puede ya ser añadido como API a páginas que quieran utilizarlo para hacer pruebas. En cualquier caso, tanto si funciona como si no, la idea de poner a un algoritmo a solucionar un problema de la naturaleza humana que las personas no hemos sido capaces de resolver con soluciones mínimamente escalables no deja de ser una paradoja y todo un elemento para la reflexión…

 

 

This post is also available in English in my Medium page, “Using machine intelligence to fix human nature

 

Encontrado y Republicado por GAREY , Publicado originalmente en http://feedproxy.google.com/~r/ElBlogDeEnriqueDans/~3/3j8sfVxnjLI/arreglando-la-naturaleza-humana.html Todos los derechos son del autor.

¿Puedo hacer mejor por cuenta propia mi trabajo actual? – Crea tu empresa – Emprendedores

Muy útil

¿Quieres emprender? Entra en un sector que ya conoces. Busca huecos en tu sector profesional. Te sugerimos cómo.

04/03/2017

¿Cómo generas ideas de negocio? La teoría es muy sencilla. Tienes que analizar si la oportunidad ofrece al mercado/clientes:

1. Un producto nuevo,

2. O un producto mejor,

3. O un producto más barato.

La práctica es otra cosa.

Es por este motivo que las mejores oportunidades de negocio suelen salir del conocimiento de un mercado por experiencia profesional (como todo en esta vida, hay excepciones). Si trabajas por cuenta ajena, encuentras ideas de negocio en sectores en los que tu empresa no entra, formas de prestar el servicio de forma diferente, fórmulas de prestar un servicio o de vender un producto que funcionan en otros sectores y que podrían trasladarse a tu mercado. Ese conocimiento profesional del mercado es el que nos da más ideas a la hora de encontrar:

1. Un producto nuevo,

2. O un producto mejor,

3. O un producto más barato.

Los modelos de negocio que mejor funcionan (por supuesto, hay excepciones) para un emprendedor surgen de la experiencia profesional. Surgen a partir de problemas que se han detectado durante el desempeño diario de su trabajo: han detectado una necesidad en los clientes que no está satisfecha y han encontrado una forma diferente de resolverla.

Las ideas así suelen surgir de situaciones como ya hay una cierta solución al problema, pero es muy floja, muy débil, y ese segmento de cliente está infraservido o también de escenarios en los que ya hay una oferta excesivamente grande, pero sólo tiene en cuenta a los grandes clientes.

Ahí van tres estrategias para generar ideas dentro de tu sector profesional y aprovechar tu experiencia en el mercado:

1. SUSTITUYE ATRIBUTOS

La innovación en productos empieza por diseccionar cualquier artículo en todas sus partes y encontrar después nuevas combinaciones posibles: sustituyendo materiales, eliminando atributos, combinándolos de otra forma, mezclándolos con los de otros productos existentes… Para ello escoge uno o varios elementos del producto y piensa si se podrían cambiar o sustituir por otros atributos diferentes (bien sea eliminando partes, sustituyendo formas, materiales con los que se hacen… ). Otra opción es crear un producto nuevo imitando elementos propios de otros. Por ejemplo, al diseccionar un reloj en todas sus partes y eliminar las manecillas, se pudo llegar a añadir un mecanismo distinto para crear los relojes digitales. O para innovar en los envases de alimentación, hubo que eliminar el material con el que se habían fabricado durante muchos años (cristal y plástico) para llegar al tetrabrik.

2. MEJORA LA USABILIDAD

El concepto de la usabilidad se utiliza para definir la facilidad con la que el usuario puede acceder a la información navegando por una web, pero también se puede aplicar a cualquier producto que reduzca el tiempo invertido en la búsqueda de información.

3. ELIGE UN NUEVO PÚBLICO OBJETIVO

La idea de intentar abarcar un público que no consume habitualmente un producto ha dado como resultado muchos negocios de éxito. Probablemente, el más reciente sea el de las video consolas Wii, que se han creado para atraer a quienes no solían jugar con estos dispositivos: mujeres y mayores. Una forma de ampliar el público de cualquier producto es pensar en los obstáculos que tienen esos otros consumidores para acercarse al producto y buscar la forma de resolverlos.

Otro ejemplo: ¿Por qué las películas de animación habían sido hasta hace muy poco un producto exclusivamente para niños? Seguramente, porque los argumentos eran infantiles. Las películas de Pixar rompieron esa barrera y descubrieron un filón económico enorme en el público adulto. Otra forma de romper moldes es adaptando un artículo de consumo masculino o femenino al gusto del otro sexo, como hicieron los responsables de Gillette al lanzar la Gillette Venus, de color rosa y con un diseño que se adapta a las piernas de las mujeres. O romper las barreras de entrada de productos de élite adaptando el precio para que llegue a todos los públicos: como los nuevos formatos de coches pequeños de Audi y Mercedes o la financiación de la cirugía estética que ofrece Corporación Dermoestética.

Encontrado y Republicado por GAREY , Publicado originalmente en http://www.emprendedores.es/crear-una-empresa/busco-idea-negocio-experiencia-profesional Todos los derechos son del autor.

La creciente importancia de las interfaces de voz » Enrique Dans

Amazon Echo Alexa skillsEl Departamento de Comunicación de IE Business School me pidió un pequeño vídeo sobre la importancia creciente de las interfaces de voz y el ecosistema que Amazon está consiguiendo desarrollar – y liderar – en torno a ese tipo de dispositivos, un tema sobre el que escribí recientemente a raíz del Consumer Electronics Show de Las Vegas y de las impresiones que dejó.

Para muchos usuarios, la idea de tener un dispositivo en el salón de su casa al que piden cosas tan variadas como que les ponga música, les encienda o apague las luces, les encargue una pizza o un Uber, les cuente las noticias o la previsión del tiempo, o un número creciente de habilidades que alcanza ya las diez mil sigue sonando a relativa extravagancia. Pero cuando vemos una tasa de adopción que supera ya los once millones de hogares y un desarrollo de ecosistema tan potente y comparable en muchos sentidos al que experimentaron las tiendas de aplicaciones hace algunos años, parece evidente que, como mínimo, “algo tiene el agua cuando la bendicen”, y que quien sea capaz de dominar ese entorno, habrá obtenido una clave muy importante sobre la que construir muchas cosas. De hecho, Google está intentando a toda velocidad construir una alternativa para competir en ese espacio con su Google Home, al tiempo que Microsoft o Apple lo hacen con sus esperados desarrollos. Amazon, mientras, con un dominio aplastante de ese entorno, se esfuerza por evitar que sus usuarios lo vean como una especie de espía agazapado en el salón de sus casas.

A continuación, el vídeo de dos minutos y medio, que ha aparecido ya en algunas publicaciones como Gestión (Perú) o El Economista (Centroamérica):

 

Dejar un Comentario

Los comentarios en esta página están moderados, no aparecerán inmediatamente en la página al ser enviados. Evita, por favor, las descalificaciones personales, los comentarios maleducados, los ataques directos o ridiculizaciones personales, o los calificativos insultantes de cualquier tipo, sean dirigidos al autor de la página o a cualquier otro comentarista. Estás en tu perfecto derecho de comentar anónimamente, pero por favor, no utilices el anonimato para decirles a las personas cosas que no les dirías en caso de tenerlas delante. Intenta mantener un ambiente agradable en el que las personas puedan comentar sin temor a sentirse insultados o descalificados. No comentes de manera repetitiva sobre un mismo tema, y mucho menos con varias identidades (astroturfing) o suplantando a otros comentaristas. Los comentarios que incumplan esas normas básicas serán eliminados.

 

Encontrado y Republicado por GAREY , Publicado originalmente en http://feedproxy.google.com/~r/ElBlogDeEnriqueDans/~3/Qg1d8-zg6x8/la-creciente-importancia-de-las-interfaces-de-voz.html Todos los derechos son del autor.

Cómo controlar el miedo en una negociación – Gestión – Emprendedores

Muy útil

Aquí tienes un truco muy útil para controlar tu aversión al riesgo de perder durante una negociación. 

03/03/2017

El miedo es una de las seis emociones básicas. El 95% de las decisiones que tomamos diariamente están basadas en el miedo. Tenemos miedo a algo, a la pérdida de algo, y en función de eso tomamos las decisiones. Es como la ansiedad, que es la proyección hacia el futuro de cosas que no han sucedido.

Muchas veces en una negociación tengo miedo a que si doy un argumento concreto el otro puede ponerse a la defensiva. Podemos sentir miedo como si ya hubiera pasado. Esto se ve muy bien en los vendedores cuánto están negociando precio o venta de productos.

Por ejemplo, un vendedor que está firmando una gran operación o está a punto de firmarla y está negociando los términos de esa operación. Si ese vendedor está visualizando continuamente la comisión que va a obtener, porque es una de las operaciones más importantes que ha hecho en su vida, muy frecuentemente o casi siempre, aparecerá el factor miedo a perderla –si hago o digo ciertas cosas–, porque el miedo es un factor completamente subjetivo según la historia que yo me cuente mentalmente.

Tenemos que pararnos a pensar qué es lo que nos contamos a nosotros mismos, para ver si es algo que te está entorpeciendo para alcanzar la negociación y es necesario cambiar tu propio discurso respecto a ti mismo.

Para entrenar estas cualidades, hay que saber detectar las emociones que uno vive, y luego preguntarse ¿qué puedo hacer ante esa situación de miedo?

Uno descubre que si, al final, la operación no sale, no tiene que lamentarse, porque en muchos casos tiene menos importancia de la que damos. Si relativizamos la importancia de lo que estoy haciendo, es decir, la presión del resultado, y por otro lado, desmonto el factor miedo, porque veo que no tiene visos, eso nos desbloquea.

Un truco que funciona

Recurre a un anclaje físico o auditivo. Si en una situación de negociación quieres estar tranquilo, sereno, avispado y rápido de reflejos, busca en tu mente algún momento de tu vida donde te hayas sentido así, revive ese momento y cuando estés sintiendo al máximo esa sensación de serenidad, crea un anclaje, por ejemplo, oprime un dedo contra otro fuertemente. Después, en otro momento, antes de entrar en la sala para la negociación, vuelve a oprimir tus dedos para recobrar esa sensación de serenidad.

Ese es un anclaje físico, pero también hay anclajes auditivos (por ejemplo, una canción que te recuerda a una situación que has vivido). La música es un potente anclaje. Los anclajes te preparan para entrar. De esta forma, puedes generar un anclaje de serenidad, de inteligencia, de sentirte rápido para la toma de decisiones, etc., porque todos hemos vivido momentos de esos en nuestra vida. Incluso, si no los has vivido también se pueden crear.

Encontrado y Republicado por GAREY , Publicado originalmente en http://www.emprendedores.es/gestion/miedo-negociacion Todos los derechos son del autor.

Entornos digitales y legislación » Enrique Dans

IMAGEN: Thomas Reichhart - 123RFMi columna de El Español de esta semana se titula “Convenio de Ginebra digital“, y reflexiona sobre la idea introducida por el presidente de Microsoft, Brad Smith, de crear una nueva versión del conocido Convenio de Ginebra para el derecho internacional humanitario, revisado y ampliado ya en tres ocasiones tras su primera versión, para intentar detener la escalada en el creciente uso del state-sponsored hacking, el uso de la red para tratar de espiar a las administraciones de otros países o de atacar y dañar sus infraestructuras críticas

Siempre he sido muy crítico con la tendencia a la hiperlegislación, el intento de reescribir las leyes para supuestamente adaptarlas al nuevo contexto que supone internet. Internet no requiere nuevas leyes ni leyes especiales, requiere simplemente que los jueces tengan la flexibilidad suficiente como para interpretar lo que es delito o no lo es en un entorno diferente. La mejor manera de analizar cualquier acción presuntamente punible en internet es retirar internet del escenario y plantearse cómo la juzgaríamos si se hubiese producido fuera de internet. Un robo es un robo, sea en internet o fuera de él, una difamación es una difamación en la red o en la calle, y un ataque a un país lo es independientemente de que se produzca a través de internet o mediante un espía con gabardina y gafas oscuras. Por eso, la idea de no promover leyes como tales, sino foros de discusión en los que se llame a las cosas por su nombre y se aíslen los problemas me resulta sensiblemente más atractiva que la idea de dictar nuevas leyes a diestro y siniestro cuando las que existían ya eran claramente suficientes y respondían a un consenso social obtenido a lo largo de mucho tiempo.

Uno de los principales problemas de internet es el hecho de que en toda innovación surgen, de manera generalmente muy rápida, un conjunto de aprovechados, malintencionados o directamente delincuentes que intentan extraer un provecho ilícito de las características del nuevo entorno. Habitualmente, la respuesta de la ley en este sentido es lenta e ineficiente, y suele serlo mucho más en los países que provienen de la civil law frente a las que tienen su base en la common law, que se apoya en los casos precedentes y que, por tanto, tiende a tener una flexibilidad y adaptabilidad muy superior. Cuando la actuación de personas que retuercen el nuevo entorno para obtener un beneficio ilícito, llámense dialers, spammers, scammers, phishersladrones de identidad, domainers o lo que sea, se convierte en un desincentivo a la difusión de la innovación, la ley tiene que actuar de manera rápida y decisiva, y poner coto a esos abusos de manera inmediata sin que el hecho de que el delito se produzca en internet tenga ningún tipo de influencia sobre su condición de delito. El hecho de que estemos viviendo auténticos episodios de guerra entre países por el espionaje y los ciberataques a través de la red y la comunidad internacional no esté haciendo nada por tipificar y definir este tipo de cuestiones, deslindando claramente lo que son y separándolos de las posibles zonas grises, tiene mucho que ver con lo que ocurre en ese otro ámbito, en el de la definición de los delitos de otros tipos.

¿Necesitamos reeditar el Convenio de Ginebra para adaptarlo al entorno digital? No lo sé. El contexto de las relaciones internacionales tiene una regulación muy compleja e indudablemente enrevesada, pero tener determinadas definiciones por escrito en un documento que provenga de un consenso general y que pueda ser invocado, o utilizado eventualmente como herramienta sancionadora, posiblemente no viniese nada mal. Y de paso, repensar la lentitud con la que la justicia, en general, tiende a adaptarse a los nuevos entornos definidos por la tecnología, y lo que nos termina costando que eso sea así.

 

 

This post is also available in English in my Medium page, “Digital environments and legislation

 

Encontrado y Republicado por GAREY , Publicado originalmente en https://www.enriquedans.com/2017/02/entornos-digitales-y-legislacion.html Todos los derechos son del autor.

Pasos para triunfar con tu empresa en YouTube – Gestión – Emprendedores

Lo primero que debes averiguar es el nicho en el que eres capaz de aportar valor real. No es suficiente con subir el primer vídeo que se te ocurra. Saber manejar la plataforma implica conocer al target al que te diriges, las cuestiones que pueden interesarle y dar respuesta a ello. Aportar valor didáctico, independientemente del área, inspirar o proporcionar entretenimiento son premisas que deben tenerse siempre en cuenta.

Asimismo, conviene analizar la competencia existente. Hay áreas todavía vírgenes donde un emprendedor puede destacar, pero las hay también saturadas como pueden ser los canales de cocina, bricolage o música. En este caso, la recomendación de Oscar Marrón es especializarse en algo, buscar un nicho concreto, como podría ser el de cocina vegetariana o uno de música indie.

A la hora de seleccionar los contenidos puedes guiarte por las preguntas más frecuentes que te hacen los mismos clientes o consultar las búsquedas mayoritarias en google relacionadas con la materia siguiendo criterios similares a los que se aplican en el buscador con el “cómo”,  “qué”, “lo mejor para”…

Otro aspecto que no debe olvidarse es que, desde hace ya unos años, YouTube premia más la calidad de los vídeos que las reproducciones. Al hablar de calidad nos referimos aquí no a las imágenes sino al tiempo que la audiencia permanece viendo ese vídeo. Es decir, que si consigues retenerlos los 6-7 minutos que dura el vídeo, será mejor que sin obtienes miles de reproducciones abandonadas a los pocos segundos. En función de ello, el canal hace sus propias recomendaciones.  Recuerda que lo que quiere la plataforma es que la gente permanezca en ella el mayor tiempo posible. 

Encontrado y Republicado por GAREY , Publicado originalmente en http://www.emprendedores.es/gestion/social-media-youtube-pyme Todos los derechos son del autor.

Repensando Facebook » Enrique Dans

IMAGE: inbj - 123RFLa carta de Mark Zuckerberg, titulada Building global communities, deja claro el proceso mental del fundador de Facebook tras lo que ha supuesto la primera toma seria de conciencia de su nivel de responsabilidad: la de haber servido como colaborador necesario para abocar a su país a cuatro años oscuros bajo el mando de un imbécil como Donald Trump. No, la idea de que Facebook contribuyó a que Trump llegase a la Casa Blanca ya no es “una locura“, sino una desgraciada evidencia.

La carta parece reescribir la misión de Facebook, “dar a la gente el poder de compartir y hacer el mundo más abierto y conectado”, tras las evidencias de que ha sido precisamente esa capacidad la que ha generado que muchos grupos en la sociedad se encerrasen en sí mismos y comenzasen a expresar en sus cámaras de eco ideas calificables como antisociales, alimentadas por torrentes cuidadosamente administrados de noticias falsas y odio. La nueva misión, (aún) extraoficialmente definida como “desarrollar la infraestructura social para dar a la gente el poder de construir una comunidad global que funcione para todos”, deja clara la necesidad de redefinir Facebook como una herramienta de cohesión, no de división.

Comunidades que sirvan como apoyo a las personas, que sean seguras, correctamente informadas , cívicamente implicadas, e inclusivas. Aquella red social que nació en un campus universitario y que creció con sus usuarios para convertirse en una herramienta de conexión para sus amigos y familias, toma ahora esa base como cimiento y pretende desarrollar la infraestructura social para el desarrollo de la comunidad. De hecho, la idea de “infraestructura social” se convierte en la más repetida de toda la carta: a lo largo de las 5,800 palabras, se repite hasta catorce veces. 

Para construir esa infraestructura social, Facebook se encomienda al gran oráculo del futuro: la inteligencia artificial. A punto de alcanzar los dos mil millones de usuarios, Facebook quiere dejar claro que si tu idea es cometer un atentado, acosar a otros, incitar al odio o suicidarte, la red se encargará de detectarlo y actuar en consecuencia. La eliminación de una frase tras la primer publicación de la carta que hacía referencia a la monitorización de mensajes privados no oculta que la intención de la compañía es aplicar la inteligencia artificial a la detección de comportamientos antisociales o peligrosos, y proceder a la monitorización personalizada de aquellas circunstancias que puedan merecerlo. Facebook va a seguir siendo una compañia y como tal tiene como fin ganar dinero, pero parece comenzar a aceptar la responsabilidad por la influencia que ejerce sobre las personas, tras constatar mediante experimentos poco éticos que podia influir en el estado mental de sus usuarios.

Una lectura crítica de la carta de Zuckerberg revela claramente una intención política, un intento de sustituir a esos periódicos a los que ya ha privado de una sustanciosa cantidad de ingresos, y una reflexión crítica sobre el papel que su red ha podido llegar a jugar en las últimas elecciones norteamericanas. Como elemento de reflexión, decididamente muy necesario: la próxima vez que, en el país que sea, un político pretenda pervertir la influencia de Facebook inyectando odio y noticias falsas, debe ser neutralizado utilizando todos los medios posibles. El efecto de Facebook está alimentando todo tipo de reflexiones, que van desde las dudas sobre el verdadero valor de las elecciones, hasta las tentaciones epistocráticas o de voto cualificado. Si algo tiene claro el fundador de la red social más exitosa de la historia es que tiene que poner determinados temas bajo control, evitar la perversión de la herramienta y sus usos malintencionados, y que eso lo va a llevar a cabo mediante la tecnología que tiene a su alcance, la inteligencia artificial. Y en ese sentido, creo sinceramente que acierta: dejemos que la inteligencia artificial suplemente la desgraciada escasez de inteligencia natural de muchos.

 

 

This post is also available in English in my Medium page, “Rethinking Facebook

 

Encontrado y Republicado por GAREY , Publicado originalmente en https://www.enriquedans.com/2017/02/repensando-facebook.html Todos los derechos son del autor.

¿Quieres ver hasta qué punto están contentos tus clientes con tus servicios? – Gestión – Emprendedores

Muy práctico

Te proponemos un sencillo experimento.

Rafa Galán 01/03/2017

Haz la siguiente prueba: proponles a tus clientes que te recomienden a su base de clientes a cambio de que tú hagas lo mismo con los tuyos. Funciona. Es una forma de conseguir llegar a compradores potenciales eliminando la barrera de la desconfianza y aprovechando el valor de la recomendación.

A José Castillo, socio de Xul Comunicación Social, le dio buen resultado esta estrategia. En un momento determinado puso en marcha una red de cooperación comercial con sus clientes. “Se trata de que empresas de distintos sectores, con buena sintonía entre nosotros, nos presentemos a los mejores clientes de cada uno, aquellos con los que hay más confianza y en aquellas situaciones en las que pensemos que los servicios de unos u otros les pueden ser útiles”.

Cóctel de conceptos

En realidad, se trata de una vuelta de tuerca a los conceptos de networking, boca-oreja y recomendaciones. Lo mejor de la idea de Castillo es que puede llegar a tener un efecto viral ya que si te funciona, los nuevos clientes satisfechos pueden compartir a su vez sus clientes…

Si ya controlas un tipo de empresas, ve a buscar clientes de otros sectores con una estructura similar, a la que se le pueda aplicar tu experiencia (lo que se denomina como búsqueda de gemelos). Los clientes de tus clientes pueden constituir un buen punto de partida.

Existen muchas fórmulas para segmentar a tus clientes para lanzar un experimento de este tipo, pero quizá la más efectiva es dividirles en función de:

1. Su Vida Útil. Es el valor que esperamos de un cliente durante el tiempo que esperamos que nos compre, en función del gasto medio, de la permanencia media y de la tasa de bajas. 

2. Su gasto. Aquellos clientes con un mayor gasto, aunque no sean los que compran con más frecuencia.

3. Su presencia en redes. Clientes que pueden tener una Vida Útil baja o un menor gasto, pero que son activos en redes sociales.

4. Su ubicación geográfica. Porque quieres impulsar las ventas en una zona concreta, bien porque vas a tener presencia, bien porque ya la tienes y no funciona, bien porque a una zona concreta le encaja la propuesta de valor de tu producto o de tu servicio.

¿Qué tienes que hacer?

1. Aprovecha tu presencia en redes sociales para hablar sobre tu programa de recomendaciones.

2. Puesto que el momento en el que el cliente es más proclive a recomendarte, utiliza las comunicaciones por correo que tienes con él tras una venta satisfactoria para invitarle a tu experimento.

3. Si estás en modo preventa, cogiendo pedidos de clientes, puedes aprovechar también para ofrecer descuentos aunque todavía no le haya llegado el producto.

Encontrado y Republicado por GAREY , Publicado originalmente en http://www.emprendedores.es/gestion/recomendacion-servicios-clientes Todos los derechos son del autor.

La creciente importancia de las interfaces de voz » Enrique Dans

Amazon Echo Alexa skillsEl Departamento de Comunicación de IE Business School me pidió un pequeño vídeo sobre la importancia creciente de las interfaces de voz y el ecosistema que Amazon está consiguiendo desarrollar – y liderar – en torno a ese tipo de dispositivos, un tema sobre el que escribí recientemente a raíz del Consumer Electronics Show de Las Vegas y de las impresiones que dejó.

Para muchos usuarios, la idea de tener un dispositivo en el salón de su casa al que piden cosas tan variadas como que les ponga música, les encienda o apague las luces, les encargue una pizza o un Uber, les cuente las noticias o la previsión del tiempo, o un número creciente de habilidades que alcanza ya las diez mil sigue sonando a relativa extravagancia. Pero cuando vemos una tasa de adopción que supera ya los once millones de hogares y un desarrollo de ecosistema tan potente y comparable en muchos sentidos al que experimentaron las tiendas de aplicaciones hace algunos años, parece evidente que, como mínimo, “algo tiene el agua cuando la bendicen”, y que quien sea capaz de dominar ese entorno, habrá obtenido una clave muy importante sobre la que construir muchas cosas. De hecho, Google está intentando a toda velocidad construir una alternativa para competir en ese espacio con su Google Home, al tiempo que Microsoft o Apple lo hacen con sus esperados desarrollos. Amazon, mientras, con un dominio aplastante de ese entorno, se esfuerza por evitar que sus usuarios lo vean como una especie de espía agazapado en el salón de sus casas.

A continuación, el vídeo de dos minutos y medio, que ha aparecido ya en algunas publicaciones como Gestión (Perú) o El Economista (Centroamérica):

 

Dejar un Comentario

Los comentarios en esta página están moderados, no aparecerán inmediatamente en la página al ser enviados. Evita, por favor, las descalificaciones personales, los comentarios maleducados, los ataques directos o ridiculizaciones personales, o los calificativos insultantes de cualquier tipo, sean dirigidos al autor de la página o a cualquier otro comentarista. Estás en tu perfecto derecho de comentar anónimamente, pero por favor, no utilices el anonimato para decirles a las personas cosas que no les dirías en caso de tenerlas delante. Intenta mantener un ambiente agradable en el que las personas puedan comentar sin temor a sentirse insultados o descalificados. No comentes de manera repetitiva sobre un mismo tema, y mucho menos con varias identidades (astroturfing) o suplantando a otros comentaristas. Los comentarios que incumplan esas normas básicas serán eliminados.

 

Encontrado y Republicado por GAREY , Publicado originalmente en https://www.enriquedans.com/2017/02/la-creciente-importancia-de-las-interfaces-de-voz.html Todos los derechos son del autor.

La impresora de piel en 3D – Ideas – Emprendedores

Curiosidades

Científicos españoles crean una bioimpresora 3D de piel humana. Sí, de piel.

04/03/2017

Esta investigación ha sido publicada recientemente en la versión electrónica de la revista científica Biofabrication. En el artículo, el equipo de investigadores ha demostrado, por primera vez, que a través de las nuevas técnicas de impresión en tres dimensiones se puede producir piel humana. Uno de sus autores, José Luis Jorcano, profesor del departamento de Bioingeniería e Ingeniería Aeroespacial de la UC3M y jefe de la Unidad Mixta CIEMAT/UC3M de Ingeniería Biomédica, señala que esta piel “puede ser trasplantada a pacientes o puede ser utilizada desde el punto de vista empresarial en el testeo de productos químicos, cosméticos o farmacéuticas ya que es producida en cantidades, tiempos y precio perfectamente compatibles para estos usos”.

“Esta nueva piel humana es uno de los primeros órganos humanos vivos creados por bioimpresión que accede al mercado y replica la estructura natural de la piel, con una primera capa externa, la epidermis con su estrato córneo, que protege contra el medio ambiente exterior, junto a otra más profunda y gruesa, la dermis. Esta última capa está integrada por fibroblastos que producen colágeno, la proteína que da elasticidad y resistencia mecánica a la piel”, explican desde la universidad.

En la bioimpresión 3D, la clave, según los expertos, son las biotintas. En la tecnología de creación de piel en lugar de cartuchos con tintas de colores, se utilizan jeringas con distintos componentes. En palabras de Juan Francisco Cañizo, investigador del Hospital General Universitario Gregorio Marañón y de la Universidad Complutense de Madrid, “saber cómo mezclar lo componentes biológicos, en qué condiciones manejarlos para que no se deterioren las células y cómo realizar la deposición adecuada es la parte crítica del sistema. La deposición de estas biotintas, patentadas por el CIEMAT y bajo licencia de la empresa BioDan Group, está controlada por ordenador y se realiza de manera ordenada en una placa para ir produciendo la piel”.

“El proceso de producción de estos tejidos se puede realizar de dos maneras: piel alogénica, a partir de un stock de células a gran escala, para procesos industriales; y piel autóloga, creada caso a caso a partir de células del propio paciente, para usos terapéuticos como quemaduras graves”, explica la universidad. “Utilizamos únicamente células y componentes humanos para producir una piel bioactiva y que genere su propio colágeno humano, evitando el uso de colágeno animal como hacen otros métodos”, señalan los científicos. Y no solo eso, porque actualmente ya están investigando cómo imprimir otros tejidos humanos.

Las ventajas de esta nueva tecnología son diversas: “Este método de bioimpresión permite generar la piel de manera automatizada y estandarizada, y abarata el proceso respecto a la producción manual”, señala Alfredo Brisac, consejero delegado de BioDan Group, la empresa española de bioingeniería especializada en medicina regenerativa que colabora en la investigación y que comercializa esta tecnología.

“Actualmente, este desarrollo se encuentra en fase de aprobación por diferentes entidades regulatorias europeas para garantizar que la piel producida sea apta para su utilización en trasplantes a pacientes con quemaduras y otros problemas en la piel. Además, estos tejidos se pueden emplear para el testeo de productos farmacéuticos así como cosméticos y químicos de gran consumo, donde la regulación actual exige el testeo sin animales”, concluyen.

Encontrado y Republicado por GAREY , Publicado originalmente en http://www.emprendedores.es/ideas-de-negocio/impresora-piel-3d Todos los derechos son del autor.

no tan sencillo » Enrique Dans

IMAGE: Pixelery - 123RFLas recientes declaraciones de Bill Gates en una entrevista en favor de un impuesto para los robots que sustituyan el trabajo humano contrasta con la resolución del Parlamento Europeo del pasado jueves 16 de febrero en la que se pidió el desarrollo de un marco legislativo para el desarrollo y despliegue de robots, pero se rechazó la propuesta de un impuesto específico para ellos.

La idea de un impuesto específico al trabajo robótico pagado por las compañías que los utilicen reviste en su análisis una complejidad muy superior a lo que aparenta. En primer lugar, porque carece de precedentes históricos: tanto en la revolución industrial, en la que el desarrollo de todo tipo de máquinas y procesos de automatización de la producción dejaron sin trabajo a grandes cantidades de obreros, como a lo largo de las décadas transcurridas desde entonces, en las que esa transición no solo ha continuado, sino que ha experimentado una fuerte aceleración, la adopción de tecnologías productivas nunca ha sido objeto de una tasación específica, más allá del hecho lógico de que una mayor productividad y mayores beneficios puedan incidir en un pago de impuestos más elevado.

La idea esgrimida por Bill Gates suena muy intuitiva: “si un trabajador humano lleva a cabo $50,000 de trabajo en una fábrica, ese sueldo paga impuestos sobre la renta, seguridad social, etc.; si un robot viene a llevar a cabo la misma tarea, debería ser gravado a un nivel similar”, choca con una serie de cuestiones que no lo son tanto, y que pueden argumentarse en contra de tal decisión.

La primera de ellas es que el supuesto “patrón de horas hombre” de sustitución a partir del cual calcular esa presión impositiva funciona únicamente en el momento en que tiene lugar esa sustitución, pero empieza a sufrir desviaciones y deja de funcionar a partir del momento en que las sucesivas generaciones tecnológicas van generando mayores incrementos de productividad. La idea de que “este robot que ensambla componentes en una cadena de montaje sustituye a un trabajador que hacía lo mismo” puede parecer sencilla, pero ¿qué ocurre cuando ese ratio va cambiando, o cuando se demuestra que esa sustitución, además, genera una productividad superior, una calidad mayor o menos defectos? ¿Deberíamos incrementar el impuesto progresivamente en función de lo bueno que es el robot? La implementación de tal impuesto parece compleja, y además, muy posiblemente, contraintuitiva e injusta: ¿debemos castigar con mayores impuestos a quienes invierten para llevar a cabo un trabajo mejor, más productivo o de más calidad?

El impuesto a los robots es planteado por Bill Gates, de una manera práctica, como una forma de reducir la velocidad de la transición, con el fin de permitir que la sociedad pueda adaptarse a ella. Un desincentivo a la adopción que permitiría, por ejemplo, invertir en la formación de los trabajadores que pierden su empleo para que puedan ser empleados en tareas que aún requieren habilidades intrínsecamente humanas, entre las que enumera “el cuidado de los mayores, la creación de clases con menos alumnos o la ayuda a niños con necesidades especiales”. Y es precisamente ese planteamiento el que puede resultar en su mayor crítica: ¿debe la humanidad plantearse frenos que retrasen el desarrollo tecnológico? ¿Es razonable algo así? ¿No deberíamos tratar de hacer precisamente lo contrario, acelerar el desarrollo de la tecnología para ser capaces así de recoger sus frutos de una manera más ventajosa?

El desarrollo tecnológico está llevando a una concentración cada vez mayor de la riqueza en menos manos, a una polarización de la sociedad y a una progresiva erosión de las clases medias. Esta situación genera dos argumentos inmediatos de insostenibilidad: por un lado, una sociedad intensamente polarizada y dividida entre muy ricos y muy pobres llevaría a que la demanda para una gran cantidad de productos cayese, y se pusiese en peligro la viabilidad de las compañías que fabrican productos destinados a un mercado masivo. Por otro, esa situación daría lugar – y de eso sí existen abundantes precedentes históricos – a un malestar social que terminaría con total seguridad generando conflictos. Pero ¿es realmente el impuesto a los robots la forma de contrarrestar estas preocupaciones?

La alternativa a la tasación de los robots puede plantearse como el incremento de la progresividad de los impuestos: el que una fábrica que emplea robots pase a tener, como parece lógico, un beneficio mayor derivado de la necesidad de pagar menos nóminas, de una mayor productividad o de una calidad más elevada llevaría simplemente a pasar a un tramo impositivo más elevado, con el fin de que esa recaudación adicional de impuestos pudiese financiar elementos que evitasen el desequilibrio social y la exclusión, planteables posiblemente como una renta básica universal o incondicional. Renta que, por otro lado, podría sustituir a una gran parte de sistema actual de subsidios condicionales evitando la mayor parte de sus efectos negativos, como el desincentivo a la búsqueda de rentas adicionales.

El replanteamiento del sistema impositivo, en cualquier caso, choca con un problema fundamental: el hecho de que, frente a la ausencia de fronteras que plantea el desarrollo y la adopción de tecnología, seguimos viviendo en un mundo en el que cada país tiene libertad para fijar sus impuestos en función de sus estrategias, lo que conlleva la generación de desigualdades y asimetrías que posibilitan la evasión de esos impuestos. Para un país, plantearse un incremento de la presión fiscal a los que más beneficios generan puede suponer un problema de desincentivo a la radicación de compañías exitosas o de huída de sus fronteras de aquellos que se ven sometidos a impuestos más elevados. Pero si además se plantea la adopción de una renta básica universal o incondicional, podría tener además un problema de inmigración y de control de sus fronteras, derivado del efecto llamada planteado por esa redistribución de la riqueza.

No, decididamente, el problema no es tan sencillo como poner un impuesto a los robots: el problema va bastante más allá, y tiene consecuencias mucho más importantes de lo que parece, consecuencias que muchos tenderían a considerar problemas imposibles de resolver, como la posibilidad de plantear un mundo sin fronteras o sometido a leyes comunes. La discusión sobre esta cuestión merece un nivel de atención mucho mayor y más profundo, más allá de ideas simples y soluciones puntuales. Si alguien pensó que el mundo no había cambiado, que vaya volviendo a pensarlo.

 

ACTUALIZACIÓN (21/02/2017): Marimar Jiménez cita este artículo en el suyo en Cinco Días titulado “¿Y habrá impuesto a robots que no sustituyan a humanos? (pdf)

 

 

This post is also available in English in my Medium page, “Robots and taxes: not as straightforward as it sounds

 

Encontrado y Republicado por GAREY , Publicado originalmente en https://www.enriquedans.com/2017/02/robots-e-impuestos-no-tan-sencillo.html Todos los derechos son del autor.